ULTRASONIDO

 
 

Ultrasonido

Son vibraciones a una frecuencia superior a la del sonido audible. Sus beneficios se obtienen a través de la conversión de energía acústica (vibraciones sonoras) en energía térmica. El equipo está compuesto por una consola que contiene el circuito productor de ultrasonidos y un cabezal productor de ultrasonidos de tamaño variable. El mecanismo de acción de los ultrasonidos se basa en su capacidad de transmitir energía. Esta energía provocará un efecto térmico, así como un efecto agitador.

• Efecto térmico: antiinflamatorio.

• Agitación molecular: analgesia a intensidad baja, dolor a intensidad alta.

• Aumento de las reacciones metabólicas.

• Efecto vasodilatador.

• Aumento de la circulación sanguínea en la zona tratada, debido en parte al efecto térmico y por la liberación de sustancias vasodilatadoras. Como consecuencia se favorece la activación del metabolismo local.


Agenda tu Cita
error: Este contenido está protegido!!